Resumen “Borradores” y nueva cita


logo borradores2El pasado martes 11 tuvo lugar el primer encuentro de la tertulia “Borradores”. Entre cerveza y cerveza, he podido resumir y explicar a los presentes el significado de la tertulia.

No se trata de crear un proyecto editorial ni de dar vida a acciones artísticas concretas. La tertulia se fundamenta en la gratificación intelectual que todos buscamos, y que se puede encontrar solo en estos momentos de charla libre y gratuita con otros escritores.

Lo primero son las ideas, el debate, el compartir problemas y soluciones, experiencias y puntos de vista, maneras de escribir y de ver esta profesión.

Todo lo demás PUEDE surgir y efectivamente el martes se demostró: tras una media hora de charla empezaron a salir propuestas novedosas y con potencial, y por supuesto empezamos a compartir conocimientos prácticos útiles y relacionados con el mundo editorial y con la realidad madrileña.

Sin embargo, nunca insistiré lo suficiente sobre lo que más me interesa: sentarse en la tertulia es salir por fin de la obligación de pensar en cómo vender algo, en cómo convencer a otros (lo que hace que a menudo nos convirtamos en más o menos buenas piezas del “mercadillo”).

En “Borradores” todo está en proceso y todos hablan con libertad y con abertura mental, si miedo a las críticas, sin miedo a hablar de su obra y de su proceso creativo (yo lo hice con respecto a resurrecciones ocasionales, sacando los papeles que usé para componer el poemario y explicando cómo he ahorrado dinero para la autoedición).

No todos los escritores tenemos esta costumbre a la abertura, a la puesta en común demontaje poemario ideas, a menudo parece que incluso somos recelosos y tenemos miedo a que “alguien” nos robe nuestras intuiciones geniales. A veces no sabemos explicar nuestros proyectos y a veces ni siquiera parecemos convencidos de lo que hacemos, mientras otros como directores de teatro o de cine, músicos o incluso pintores se lanzan más y crean más ocasiones de crítica y de reflexión intelectual. Estos ganan y nosotros nos lo perdemos. Es una lástima, ¿no?

Por último, se confirmó la bondad de la idea de invitar no solo a escritores, sino también a los contactos que cada uno de nosotros estime útiles en la tertulia (libreros, distribuidores, editores, otros artistas, críticos, etc.), para que puedan unirse al debate, contar sus experiencias y estimular aún más el nacimiento de nuevas colaboraciones entre los tertulianos.

Lo que significa fomentar nuevas oportunidades de trabajo y de creatividad. 

Todo está en fase de borrador, todo se puede corregir, añadir, quitar, cambiar de sitio: lo importante es volver a descubrir que antes de ser piezas de la maquinaria, somos seres pensantes, creadores y creativos, y que la gratuidad del encuentro con los demás es sumamente estimulante y necesaria.

Nada más, me dejo de sermones y de rollos. Os deseo felices fiestas.

Nos vemos el 15 de enero para un nuevo encuentro de “Borradores” (publicaré otro post, tranquilos).

Un saludo,

Valerio.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s